¿Polarización? En provincias ganan las terceras vías que saltan la grieta.

El calendario electoral ya sumó siete elecciones provinciales, que suman más de un cuarto del padrón total del país. Pese al escenario nacional de supuesta polarización entre Cambiemos y el kirchnerismo, hasta el momento se impusieron las opciones alternativas, conformadas por sellos locales o peronismo equilibristas.

El inédito calendario desdoblado de elecciones provinciales lleva hasta ahora siete rounds, que suman más de un cuarto del padrón total del país. Y pese a quienes aventuran un escenario de polarización entre Cambiemos y el kirchnerismo, la teórica dicotomía implosionó en estas contiendas y hasta aquí han prevalecido las terceras vías, ya sean sellos locales o peronismos que hacen equilibrio entre ambos extremos.

Si bien transpolar comicios locales a la arena nacional tiene cierto grado de especulación porque no contempla realidades particulares, relaciones de fuerzas previas o particularidades del electorado, hay un patrón que está dominando en las urnas: Cambiemos no hace pie siquiera en la región centro –su supuesto fortín–. Por su parte, el kirchnerismo tuvo una suerte dispar: se evaporó en contiendas donde iba al fracaso (como en Córdoba), se integró como actor secundario a otros armados (Santa Fe, por ejemplo) y en distritos como Entre Ríos sí se articuló a la opción ganadora, en un joint venture donde su peso es clave (lo mismo ocurrirá el domingo en La Pampa). En otros pagos perdió ante sellos provinciales.

En el recuento, ya hubo fecha electoral en Neuquén (generales, 10 de marzo), San Juan (PASO, 31 de marzo), Río Negro (generales, 7 de abril), Chubut (PASO, 7 de abril), Entre Ríos (PASO, 14 de abril), Santa Fe (PASO, 28 de abril) y Córdoba (generales, 12 de mayo). La sumatoria supera el 26% del padrón nacional.

A %d blogueros les gusta esto: