SANTA FE- DIARIO EL PANORÁMICO

Por qué aún no volverá el fútbol a la Argentina

Pese a la proximidad del retorno en Paraguay y el interés de Bolsonaro porque suceda en Brasil, en la AFA no apuraran el regreso a la actividad, aunque sí arbitrará la definición de los ascensos en el último trimestre.

Ni el inminente retorno de la actividad en Paraguay, ni la presión del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, por que la federación de su país reactive las competencias, modifican la postura de la Asociación de Fútbol de la Argentina (AFA) de planchar la actividad oficial hasta el año próximo. El único punto de conflicto que se le presenta a la conducción del fútbol argentino radica en la posibilidad de que Conmebol apure el empalme de las copas Sudamericana y Libertadores.

Sin embargo, saben que para que en Luque dispongan una decisión de ese tipo, primero cada asociación deberá –al menos- haber retomado los entrenamientos y que para que esto suceda, las autoridades de sanitarias de los distintos gobiernos deben dar el visto bueno.

La AFA no moverá un hilo hasta que el presidente de la Nación diga en cadena nacional que los planteles pueden volver a entrenar y luego habilitar los estadios para que el público pueda concurrir cada fecha.

En Viamonte –o en los grupos de whatsapp de los dirigentes- cada intento por activar un protocolo provincial para retomar los entrenamientos fue desactivado del mismo modo en que se contestó el interrogante de la vuelta de la pelota: “será cuando lo disponga el gobierno”.

En otras palabras, cuando el Gobierno entienda que en una cancha no existirá mayor riesgo de contagio para futbolistas e hinchas –la AFA determinó la vuelta a la competencia cuando también pueda hacerlo el público-, asumirá la vuelta del fútbol, “tal cual lo establece, incluso, la OMS y la FIFA”, se esmera en graficar un dirigente consultado.

Entre el permiso para retomar la actividad física y el primer partido oficial permitido, no pasarán menos de dos meses. Por eso, los cálculos implican que el permiso no llegará hasta que no se produzca el pico de contagio, de manera que esperan que las novedades lleguen en julio.

Eso permitirá establecer una competencia en septiembre, pero entonces no habrá margen para jugar un torneo en Primera División, pero sí para definir los ascensos. De manera que en el último trimestre del año se reactivarían los sistemas de competencia, aún no definidos, para determinar los dos ascensos por categoría.

A %d blogueros les gusta esto: