EL PANORÁMICO

El aceite de cannabis producido por el LIF estará disponible “en un breve lapso de días”

Banner publicitario

Así lo confirmó Esteban Robaina, director del Laboratorio Industrial Farmacéutico de Santa Fe. Será de “distribución gratuita para el sistema de salud”, explicó.

En la última apertura de sesiones, el Gobernador Omar Perotti anunció que el Laboratorio Industrial Farmacéutico de Santa Fe comenzaría con la producción propia de aceite de cannabis medicinal. Se trata de uno de los reclamos de buena parte de la sociedad, principalmente de quienes necesitan la medicación tras comprobar las mejoras a ciertas patologías. Sobre cómo va la producción brindó detalles en Buen Santa Fe Esteban Robaina, director del LIF.

“Este proyecto lo venimos trabajando desde el año pasado. Lo anunció el Gobernador Omar Perotti el 1 de mayo en el inicio de sesiones y creemos que es una buena noticia poder ofrecer al sistema público de Santa Fe un aceite de cannabis medicinal. Hemos dado grandes pasos, como el Registro Provincial: el aceite está registrado dentro del Ministerio de Salud. En un breve lapso de días vamos a tenerlo disponible para poder ofrecerlo al sistema público de Santa Fe”, comenzó diciendo Robaina.

Con respecto a cómo será el acceso, señaló que “como todos los medicamentos que producimos en el LIF, son de distribución gratuita para el sistema de salud. En cualquier efector, hospital, Samco, con intermediación de la receta de un médico que considere que el aceite será efectivo, los pacientes lo van a tener disponible”.

34-BANNER HORIZONTAL CAFA OK

Además, destacó el avance en el tratamiento del tema para que comience la producción. “Creemos que vamos a ser el primer laboratorio público que lo produzca. Todo el tema de cannabis está tomando un volumen que hace un par de años era impensado. A partir de cambios en reglamentación en ley provincial, de leyes provinciales y municipales, el escenario ha cambiado favorablemente. En ese marco, hemos podido desarrollar nuestro proyecto”.

Sobre la producción, contó que “implica desde la planta el ciclo completo: semilla, planta, cosecha de flores, un proceso industrial de extracción y concentración de principios activos y recién ahí viene la formulación del aceite. Nosotros hemos decidido importar materias primas porque en Argentina no hay producción a gran escala. A futuro, hay un proyecto en marcha que es tener nuestro propio cultivo, nuestra propia planta. Lleva tiempo”.

“En realidad, salvo en Argentina, la experiencia de Jujuy, no tenemos otro proyecto de cultivo iniciado de planta de cannabis. Tenemos que suplir la falta de elementos de principios activos por importaciones. La idea es, a futuro, tener el principio completo”, añadió.

En cuanto a la cantidad de la producción, señaló que “los datos que tenemos son de años anteriores, que son consumos de aceite recetados y también de IAPOS. Eso hace un consumo de 900 y 1000 frasquitos por año. No parece una cantidad grande, pero es el número duro que tenemos. A partir de que ahora los médicos tengan un producto seguro y eficiente, esa cantidad va a ir aumentando. Nuestra capacidad de producción está muy por arriba de esos números: ante un aumento de demanda, vamos a estar preparados”.

“Estamos trabajando en la concientización, capacitación y divulgar desde el punto de vista médico y clínico las propiedades y usos del aceite. También, con el Ministerio de Seguridad: es un cultivo que hay que cuidar muy bien. Nuestros trabajadores responden, ocurrió el año pasado con el tema Covid, y la capacidad de respuesta es excelente y a destacar”, cerró Robaina.

A %d blogueros les gusta esto: